Healthy Breakfast (ideas para desayunos saludables)

Mi papá siempre me dijo que era muy muy muy importante desayunar. Cuando estaba en el colegio, pasé por una etapa donde me despertaba sin hambre (lejos están aquellos días), pero de mi casa no se salía sin desayunar y mi papá se aseguraba de que al menos me tomara un té con leche. Flashfwd un parrrr de años más tarde, hoy no puedo concebir la idea de no desayunar. Primero porque me despierto con hambre, siempre… y principalmente porque amo el desayuno. Tan sólo la idea de no comer nada a la mañana, me pone de malas, de hecho, cuando tengo que hacerme un examen de sangre, planifico un desayuno de recompensa… y ni los días en que me levanto super temprano porque tengo un call a las 7 am o tengo reunión en la oficina a las 8, dejo que los compromisos matutinos me depraven del desayuno.

El desayuno se convirtió con los años en mi comida favorita, y los desayunos de fines de semana son de los momentos que más disfruto de la semana. Sentarnos largo y tendido con una enorme taza de café con leche, jugo recién exprimido, pan tostado, yogur, fruta, granola, huevos, cereales…. qué más se puede querer?

En la semana, generalmente no me puedo tomar muchísimo tiempo, y mis desayunos son reativamente sencillos…. este último tiempo estuve repitiendo mucho el combo fruta, yogur vegano y granola, o fruta y pan con aguacate o crema de almendras y maple, y siempre café con leche. Trato de ir variando para no aburrirme, y porque después de un fin de semana de gordura, a veces el cuerpo pide un desayuno limpio, rico, y sano, como un smoothie super detox. 

Hoy les comparto algunas ideas para esos días donde necesitamos un desayuno ligero, fresco, sano que nos haga sentir bien y nos permita arrancar el día con energía.

Jugo Verde: Lo ideal es siempre comer la fruta entera.. dicen que cuando haces licuados y jugos, rompemos la estructura celular, y el azúcar queda suelta, pudiendo causar un pico de insulina en vez de una liberación controlada y lenta de energía… pero si es un jugo verde o no desayunar, o un jugo verde o un muffin, el jugo verde es una gran opción para no salir sin desayunar y aportale a tu cuerpo un golpe de nutrientes que van a hacer que te sientas energizado y limpio. En la licuadora colocá: 1 puñado de espinaca fresca1 kiwi1 manzana verde + 1/2 vaso de jugo de naranja (o agua de coco) + 4 cubos grandes de hielo. Licuá hasta conseguir la consistencia que más te guste. 

Fruta y Pan con Mantequilla de Almendras: cuando empecé a experimentar con una dieta mayormente basada en plantas, una de las cosas que pensé que iba a costarme mucho era abandonar el pan con manteca. No es que todos los días formara parte de mi desayuno, pero como ritual de fin de semana, sin duda era un comodín que no podía faltan en la mesa…. hasta que descubrí la almond butter,  y no hubo vuelta atrás. Es untuosa, cremosa, con un sútil sabor a almendra tostada que combina increíble con miel o maple syrup. Fruta fresca, un pan tostado con crema de almendras y un chorrito de miel por encima, y soy feliz. 

Smoothie Bowl con Frutas & Granola: Los días que hago home office y arranco el día temprano saliendo a correr o yendo al gimnasio, me gusta hacerme smoothie bowls para disfrutar mientras empiezo a contestar mails. Si sos de las personas que no tienen que salir corriendo a la oficina, o te podés dar el lujo de hacer home office cada tanto, o para esos días que querés salir de las tostadas el fin de semana, los smoothie bowls son una opción genial. Las combinaciones son realmente infinitas… yo en general siempre tengo algo de fruta congelada (me gusta tener mango, frutos rojos, banana) y meto a la licuadora lo que encuentro en la heladera. Para el smoothie bowl sólo necesitás 2 bananas congeladas + 1/2 taza de frambuesas & arándanos congelados +  1/4 taza agua de coco o jugo de naranja + jugo de 1/2 lima. Para servir, granola, más frutos congelados y una ciruela cortada en rodajitas. 

Pan tostado con aguacate y un chorrito de aceite de oliva: Para esos días que tenés más ganas de empezar con algo salado que dulce, el pan con aguacate es sin dudas la mejor de las opciones. A mi me gusta mucho tostar una rodaja gruesa de pan de campo (aunque si no tengo, el pan pita también queda riquísimo), aplastar la palta encima del pan, una pizca de sal, pimienta, unos chili flakes y termino con un chorrito de aceite de oliva. Carbohidratos y grasas saludables para arrancar el día y no morir de hambre media hora después. 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *